Mi Realidad de Tinta

Viajeros de la noche (George R.R. Martin)

Viajeros de la noche, George R.R. Martin

Biblioteca George RR Martin Ciencia Ficción #1
Plaza & Janés 2017 344 págs.
Goodreads
Antes de vender millones de ejemplares y cosechar fama mundial por la saga Canción de Hielo y Fuego, George R. R. Martin publicó cuentos y novelas de fantasía, terror y ciencia ficción.

Este segundo volumen complementa lo mejor de la ciencia ficción de George R. R. Martin: relatos con escenarios futuristas y misiones espaciales extremas, el telón de fondo perfecto para extraterrestres que deben resolver situaciones absolutamente humanas.

El genio inagotable del autor nos ofrece aquí clásicos como «La ciudad de piedra», «Esa torre de cenizas» o la novela corta «Viajeros de la noche», cuya atmósfera inquietante rodea a la tripulación de una nave controlada por un misterioso viajero, en una expedición para hallar a los volcryn, esa mítica raza de nómadas interestelares que nadie ha visto nunca. 

«Creemos que vale la pena vivir la vida. Eso es un artículo de fe. El objetivo de la vida es vivir, combatir a la muerte y, tal vez, desafiar a la entropía.»

¿Recuerdan que hace un par de semanas les hablé de Una canción para Lya, de George R.R. Martin? Pues ahora llegó el turno de Viajeros de la noche, el segundo volumen que reune los mejores relatos de ciencia ficción del autor mundialmente conocido por Juego de tronos.

Debó reconocer que aunque volví a disfrutar mucho de la gran capacidad del autor para hilar historias tanto relatos de 15 páginas como en libros de 800, esta segunda selección me gustó un poquito menos que la primera y creo que se debe en gran parte al cambio en el tono de las historias. Una canción para Lya desbordaba melancolía desde la página número uno, mientras que Viajeros de la noche es más trágico, cotidiano y a veces aterrador.

A veces hablaba del firmamento a amantes y amigos, pero las palabras no le brotaban con facilidad. Nunca había sido elocuente, y no conseguía hacerles entender qué sentía. A duras penas se entendía a sí mismo.

El libro está conformado por ocho relatos: La ciudad de piedra; El camino de la cruz y el dragón; Patrick Henry, Júpiter y la navecita de ladrillo; Aliados veloces; Esta torre de cenizas; El turno de la noche; Hieles de tierra y Viajeros de la noche. La ciudad de piedra es la historia que abre el libro y aunque una vez que la terminé me gustó en general, me costó un montón engancharme a ella, lo que me hizo tener el libro parado más días de lo que esperaba. El problema fue que la historia está narrada a dos tiempos y tiene tantos nombres de seres extraños que es difícil seguirle la pista hasta que te acercas al final, y se redime sólo porque da giro a lo desconocido con una "solución" al problema del humano que lleva un año atrapado en un planeta extraño al que ni siquiera llegan naves en las que le permitan subir.

Una de mis favoritas entre los relatos cortos fue El camino de la cruz y el dragón, que aborda crisis de fé de un Inquisidor de la Iglesia (que ahora es interplanetaria) que es utilizado para terminar cada rumor de herejía que surge en el universo, es así como descubre a un grupo que está basando su fe en "San Judas Iscariote", contando la historia de cómo fue un rey en Babilonia que logró domar dragones y luego se convirtió en la mano derecha de Jesús, hasta que decide vengarse luego de enterarse de la crucifixión y es castigado por su pérdida de fe, dándole su posición a Pedro. Pero cuando el padre llega al planeta, descubre más de lo que pensó y es enfrentado a su propia crisis de fe y la incapacidad de asumir las mentiras que necesitamos para sentirnos más grandes y relevantes en un universo infinito.

La verdad nos hará libres.
Pero la libertad es fría y vacía y aterradora, y las mentiras son a menudo cálidas y bellas.

También resonó en mí Aliados veloces porque me recordó un poco a Lya, una de mis favoritas en el libro anterior. Aquí, los humanos han descubierto la existencia de seres "oscuros" que se alimentan de materia para generar energía y viajan libremente entre las estrellas, unos jóvenes Brand y Melissa deciden intentar ser de los pocos humanos que pueden intentar fusionarse con uno de ellos y morir para posteriormente ser eternos, pero justo después de que Melissa lo logre, otra chica muere, lo que lleva al arrepentimiento de Brand. Esto le continúa pesando con los años y sigue insistiendo en encontrar una forma de unirse a una Melissa que ya no es humana y su propio miedo a la muerte.

El resto de los relatos —aunque de buen nivel— pasaron más desapercibidos por mi cabeza por un motivo u otro, excepto, por supuesto, Viajeros de la noche. La historia más larga y que da nombre al libro es en realidad una novella —que incluso tiene adaptación cinematográfica— de extensión superior a las 100 páginas y que fue nominada a los premios Hugo. A pesar de estar en la antología de ciencia ficción el relato tiene lo suficiente de suspenso y terror para ser clasificado de esa forma también. Podríamos decir que es un poco cliché: la tripulación variopinta de una nave espacial en una misión de búsqueda —de unos seres que abundan en leyendas pero que nunca han sido vistos— con problemas de financiamiento y en la que pronto comienzan a suceder horrores y asesinatos mientras están atrapados en el espacio profundo.

—Ay, Brand. Claro que te amé, pero no estoy dispuesta a renunciar a las estrellas. Ahora ellas son mi amor, mi vida, mi todo. Soy una aliada veloz, Brand, y tú no eres más que un humano. Las cosas han cambiado. Si no puedes fusionarte, vuelve a la Tierra. Es el lugar al que pertenecen hombres como tú. Las estrellas nos pertenecen a nosotros.

El ritmo, la variación de puntos de vistas, las sospechas hacia el capitán y todo tripulante convierten a Viajeros de la noche en una historia tensa y a veces escalofriante y que justifica 100% la adquisición de este libro. Es bueno recordar que épica no es lo único que Martin escribe, que sus orígenes estuvieron plagados de estas historias y otras tantas que todavía nos quedan por descubrir. Yo cruzo los dedos porque el resto de las antologías lleguen también a nuestras librerías, porque necesito material de lectura mientras continúa la espera por Vientos de invierno.

Gracias a Penguin Random House por el ejemplar

Otras ediciones


NightflyersZburătorii NopţiiNightflyersZburătorii Nopții
Yujuu! Con esta al fin me pongo al día con las reseñas de 2017 y puedo empezar a escribir la lista de resumen de mi año porque si me ponía con eso iba a seguir retrasando la reseña y a comenzar a buscar desafíos para 2018 💪

La Bella Salvaje (Philip Pullman)

La Bella Salvaje, Philip Pullman

La Belle Sauvage El libro de la oscuridad #1
Roca 2017 445 págs.
Goodreads

Philip Pullman regresa al mundo de la Materia Oscura con esta maravillosa primera entrega de su nueva serie.

Malcolm Polstead, un joven adolescente de once años, y su daimonion Asta viven con sus padres muy cerca de Oxford. Al otro lado del río Támesis (en el que Malcolm navega habitualmente utilizando su amada canoa, un bote con el nombre de La bella salvaje) está la abadía de Godstow, habitada por las monjas de la región. Malcolm descubrirá que ellas tienen un huésped muy especial, una niña con el nombre de Lyra Belacqua.

«En ningún momento, sin embargo, tuvo miedo. No era inquietante. En cierto sentido, aquella tranquila deriva oceánica resultaba incluso reconfortante. Era su aurora, que le decía que aún formaba parte del gran orden de las cosas, que siempre sería así.»


17 años luego de finalizar su famosa trilogía "La materia oscura" Philip Pullman regresa al mundo que nos dio a daimonions, giptanos, osos parlantes y peligros para mostrarnos una nueva aventura, esta vez de la mano de la mano de un chico de 11 años llamado Malcolm, su daimonion Asta y su canoa: La Bella Salvaje.

Primero lo primero, aunque La daga —La materia oscura #2— es uno de mis libros favoritos de 2017 todavía no he terminado la trilogía principal, pero me decidí a leer La Bella Salvaje porque aunque está dentro del mismo mundo de los otros libros corresponde más a una precuela que a una continuación. Aunque varias veces —si han leído los otros libros— se encontrarán con personajes conocidos la historia se establece 10 años antes de La brújula dorada, pero eso no quiere decir que esta no continúe siendo la historia de Lyra.

 —No ha estado mal la mentira que le has contado.

—No sabía que fuera capaz de mentir. Será mejor hacerlo lo menos posible.

Malcolm de 11 años y su daimonion Asta viven con sus padres y ayudan todos los días en la posada de la familia. Malcolm es curioso, despierto, inteligente y muy sociable, y gracias a su canoa se traslada a través de la ciudad y ayuda a otros vecinos a trasladar víveres o incluso personas a través del Támesis, especialmente a las monjas a quienes ayuda cada vez que tiene la oportunidad. Se lleva no muy bien con Alice, una muchacha un poco mayor que él que ayuda a su madre en la cocina de la posada y con quien mantienen un constante silencio luego de su última pelea. Malcolm también va a la escuela, y aunque todavía no decide qué es lo que quiere ser cuando grande sabe que la Universidad probablemente no esté en sus planes, ya que deberá hacerse cargo del negocio.

La vida de Malcolm lo mantiene ocupado y en constante aprendizaje de una enorme variedad de cosas, pero una noche las cosas se ponen más interesantes cuando tres extraños hombres —que claramente tienen algún secreto— comienzan a hacerle preguntas sobre las hermanas del priorato. Poco después, montado en la Bella Salvaje junto a Asta, Malcolm observa algo extraño: un hombre que parece nervioso junto a su daimonion dejan caer un objeto al piso que luego no pueden encontrar, y al retirarse sin lograrlo son interceptados por otros hombres de aspecto intimidante. Cuando Asta encuentra el objeto —una curiosa bellota— descubren que tiene un mensaje que habla del "polvo" y un "aletiómetro", mensaje que eventualmente les llevará a convertirse en espías y protectores de una persona muy importante que todavía no tiene un año de edad: Lyra Belacqua.

Malcolm comprobó que si le hacía las preguntas adecuadas, le acababa contando cosas que en principio no debía, porque el placer de conocer secretos se duplicaba cuando se revelaban a alguien.

Me sorprendí y enamoré de este nuevo libro de Pullman por varias razones, siendo una de las principales su protagonista. Cuando leí LBD uno de mis peros fue Lyra y su personalidad, pero Malcolm es verdaderamente carismático, curioso, siempre está cuestionando cosas y hace del libro una constante aventura incluso cuando no están pasando demasiadas cosas. Porque Pullman construye lentamente la historia hasta que explota la acción en una segunda parte que se da casi al 60% del libro y la verdad es que no importa, porque es un narrador tan bueno y el mundo que creó hace tantos años es tan rico que cada nuevo dato sobre la situación política, los daimonions o la investigación son igual de interesante que las escenas de persecusiones o peligro.

Una sorpresa es lo oscuro de la historia y aterradoramente realista que puede ser. En La Bella Salvaje no sólo tenemos la división Iglesia/Escolares que vimos en LMO ya establecida, sino que existe el Tribunal Consistorial de Disciplina (TCD) que se encarga de hacer desaparecer a todo el que se pueda oponer a las verdades eclesiásticas o simplemente no les entregue cualquier cosa que deseen Hay un capítulo peculiarmente perturbador, en que una mujer llega al colegio de Malcolm y comienza a hablar a los niños de La Liga de San Alexander, un supuesto niño cuyo logro fue denunciar a sus padres —que seguían una religión distinta— a las autoridades, quienes luego fueron ejecutados. La historia sirve para adoctrinar a los niños, ofreciéndoles ser tan buenos como Alexander si se unen a la Liga, para lo que por supuesto no necesitan permiso de sus padres y dónde se les enseñará cómo ponerse en contacto con alguien si escuchan o saben de cualquier cosa sospechosa.

—Usted conoce al enemigo. Sabe a lo que nos enfrentamos. Piense en lo que hay en juego. El derecho a hablar y pensar libremente, a investigar sobre cualquier tema posible e imaginable: todo quedaría destruído. Es algo por lo que merece la pena luchar. ¿No le parece?

Aunque Malcolm repudia la idea desde el inicio son varios los niños que se unen a la Liga y lucen sus insignias con orgullo, aunque el director se los prohíbe. Días después el director desaparece, y un profesor que apoya a la Liga queda al mando. Los niños de la Liga comienzan a sentirse superiores y a cuestionar a cada profesor que se atreve a cuestionarlos o a mencionar cualquier cosa en sus clases que pueda oponerse a las escrituras, obligándolos a disculparse públicamente o desaparecer. Incluso narrado desde el punto de vista de un niño me sentí indignada con los niveles de manipulación expresados y cómo, lamentablemente, es algo que podemos ver tal vez a una escala menor en la vida real.

Otra cosa en cierto grado perturbadora son los nuevos datos sobre los daimonions. Siempre hemos visto que tienen personalidades similares a las personas a quienes están unidas, que son literalmente algo así como un trocito de su alma, un único ser manifestado en dos formas que ni siquiera pueden estar demasiado alejados el uno del otro sin sentir agonía. Pero aquí tenemos una nueva manifestación: la locura. Como siempre Lyra está llamando la atención, y atrae al priorato a un hombre que tiene un extraño daimonion que provoca repulsión y miedo a quienes se acercan, es extraño, violento y el peor reflejo del interior de su "dueño". Aunque antes habíamos visto, por ejemplo, al mono de Coultier, la imagen de desequilibrio que entrega Pullman aquí es mucho más violenta que lo que hemos leído antes.

—¿Sabes, Richard? Aunque te conozco solo desde hace media hora, ya me he dado cuenta de que eres un niño de mentalidad muy terrenal.
—No sé qué significa eso.
—Que enfocas las cosas de una manera muy literal.
No quiso contradecirla, pues cabía la posibilidad de que estuviera en lo cierto. De hecho, Malcolm pensaba que no se comprendía del todo a sí mismo. Y ella era una persona adulta.

Pero dije más arriba que esta era otra vez la historia de Lyra. Una Lyra pequeña con un Pantalaimon igual de pequeño y adorable. Lyra queda a cargo de las monjas y es ahí donde Malcolm queda absolutamente prendado de ella y se declara su protector. Constantemente lo vemos preguntándose cómo puede ser que Pan se convierta en animales que jamás ha visto, o si el lenguaje que comienzan a desarrollar se mantendrá con el tiempo. Lord Asriel por supuesto hace aparición, recientemente enfrentado a duelo por honor y despojado de su fortuna, acude a ver a Lyra y es ayudado por Malcolm a escapar del TCD. También hace aparición Coram el giptano, aunque supongo tendrá más importancia en las entregas siguientes.

La Bella Salvaje es el regreso triunfal de Pullman y un tremendo libro si lo que desean es estrenarse con el autor, porque aunque se relaciona con LBD no hay nada que sea estrictamente necesario saber para seguir la historia. Los nuevos personajes son interesantes, Malcolm es un protagonista con el que es sencillo empatizar, los conflictos político religiosos están claramente sólo iniciando y, si bien el libro se siente introductorio y es claro que es sólo un fragmento de algo más grande, el final es lo suficientemente cerrado para no sufrir esperando una continuación que ahora se establecerá 10 años después de La brújula dorada, con una Lyra de 21 años y que todavía no tiene fecha de publicación.

Gracias a Penguin Random House por el ejemplar

Otras ediciones

La Belle Sauvage (Het Boek van Stof, #1)Über den wilden Fluss (His Dark Materials #0)La Belle Sauvage (The Book of Dust, #1)La Belle Sauvage (The Book of Dust, #1)


El segundo libro se llamará The Secret Commonwealth Y SI NO INCLUYE A WILL I AM GOING TO CRY

Máquinas mortales (Philip Reeve)

Máquinas mortales, Philip Reeve

Mortal Engines Máquinas mortales #1
Alfaguara 2017 368 págs.
Goodreads

Londres está en movimiento. Su presa podrías ser tú...

Londres es una ciudad sobre ruedas: una ciudad como nunca habías visto. Tras la terrible Guerra de los Sesenta Minutos, las ciudades que sobrevivieron al apocalipsis se convirtieron en depredadoras, persiguiendo a ciudades menores y alimentándose de ellas.

Londres es una de ellas y se encuentra a la caza de una pequeña urbe, cuando Tom se topa con una joven asesina. Ambos acabarán en la Región Exterior, un páramo desolador marcado por las huellas de las ciudades ambulantes. Este es el comienzo de una gran aventura para estos dos chicos, que tendrán que aliarse para poder sobrevivir.

«Recordaba todo lo que había oído acerca de la Guerra de los Sesenta Minutos y cómo las terribles y atronadoras armas de los Antiguos habían reventado sus ciudades estáticas y envenenado la tierra y el cielo.»

Por cerca de mil años los Londinenses han estado viviendo en una ciudad de varios niveles de altura en constante movimiento y que para sobrevivir debe alimentarse de otras ciudades más pequeñas, integrándolas a ella para conseguir combustible y recursos básicos para sobrevivir. Esta es la forma de vida predominante desde que ocurrió la Guerra de los Sesenta Minutos, donde la humanidad —gracias a sus guerras y sus armas— dañó tanto la tierra, que fue imposible seguir viviendo con los pies en el suelo.

Desde entonces las cosas han sido relativamente tranquilas, las ciudades recorren caminos lentamente para acelerar cuando observan una presa adecuada, o para escapar si ven que se han convertido en el blanco de una ciudad más grande, es la nueva clase de selección natural en funcionamiento. En Londres, dos grandes gremios están a cargo de las cosas en general: los ingenieros y los historiadores. Los ingenieros están realizando constantes investigaciones para crear formas de hacer la ciudad más sustentable, para encontrar formas de mantenerla en movimiento y de ser menos vulnerables ante sus posibles enemigos, y el potencial problema que esto pueda generar es el motivo por el que no se llevan demasiado bien con los historiadores.

La misión del gremio de los historiadores es preservar todo resto útil que pueda ser encontrado del tiempo de las Guerras o previo a estas. En el museo guardan resto de armas, muebles, tecnología ya obsoleta, libros y cualquier cosa que aumente el conocimiento del pasado —y nos ayude a evitar cometer los mismos errores. A pesar de que los historiadores son vistos como la parte más débil, es un miembro de su gremio el más célebre habitante de Londres, Valentine. Es Valentine quien está encargado de ir a revisar los hallazgos de la última "caza" cuando Tom —un aprendiz de historiador— es castigado y enviado a ayudar a los niveles inferiores por haber golpeado a otro aprendiz.

Pronto la ciudad se afanaba en la feroz persecución, una montaña de metal en movimiento que se alzaba en siete alturas como los pisos de una tarta nupcial, los niveles inferiores envueltos en el humo de los motores, las villas de opulento y fulgurante blanco de los estratos superiores y, por encima de todo, la cruz de la cúpula de la catedral de San Pablo, con sus destellos de oro, a más de seiscientos metros sobre la arruinada tierra.

Tom —uno de  nuestros protagonistas— es un huérfano que vive con el gremio de historiadores aunque al no tener dinero es sólo de tercer nivel (a diferencia de aquellos que son patrocinados por sus familias), aunque eso no ha impedido que sueñe con vivir aventuras similares a las de Valentine, que ha viajado lejos de Londres para traer siempre cosas nuevas a la ciudad. El día en que su vida cambia es justamente gracias a su héroe, a quien salva la vida frente a su hija —de quien queda prendado inmediatamente— luego de que una extraña chica con rostro deforme intente acabar con él. Ella es Hester, y aunque a Tom no le guste demasiado, sabe más cosas de Valentine que él y mantenerse juntos es la única forma de sobrevivir cuando se ven fuera de Londres y heridos.

Hester y Tom son la herramienta del autor para mostrarnos cómo es el resto del mundo. Los pueblos que han vuelto a tierra firme y cómo han logrado volver a generar recursos en amplios terrenos muy bien protegidos —recursos que Londres desea. Tom se ve constantemente dividido entre la lealtad que poco a poco siente hacia Hester (a pesar de su deseo de venganza) y las personas que conocen en el camino, y su deseo de proteger el único lugar que ha sido su hogar. Porque Hester tiene motivos para querer matar a Valentine, y los Antitraccionistas tienen su propia agenda contra Londres, porque el hallazgo más grande de Valentine, MEDUSA, es un arma que podría hacer de Londres la ciudad más grande y temida debido a su gran poder destructivo.

—¡Es horrible! —refunfuñaba—. ¡Qué difícil es poder andar por aquí, con toda esta hierba...! Y habrá animales salvajes o serpientes... ¡Ya empiezo a entender por qué nuestros antepasados decidieron dejar de vivir en el suelo!

La otra parte de la historia, lo que ocurre dentro de Londres lo vemos a través de Kate, la protegida y curiosa hija de Valentine que ve las injusticias que ocurren en los niveles inferiores de la ciudad y decide hacer algo al respecto, porque es imposible que su padre sepa de esto ¿verdad? Kate también vive varias aventuras junto a su lobo llamado Perro y un joven aprendiz de los ingenieros que es testigo de algo que no debería haber visto. Aunque Máquinas mortales es en general una lectura rápida y divertida porque los protagonistas están constantemente en alguna situación complicada, la historia se siente demasiado introductoria y, no sé, algo hay en la narración que corta la fluidez, que no se siente como si estuvieras leyendo una sola historia bien pensada y desarrollada sino más bien varios trocitos cortados de algo más grande, lo que incluso afecta la conexión casi inexistente se siente hacia/entre los personajes.

Lo que le juega más en contra a lo anterior es, con todo el dolor de mi corazón, la pésima edición del libro. La portada es maravillosa y el arte que eligieron genial y lo primero que me llamó la atención, esto seguido de cerca por la sinopsis y las reseñas en inglés que abundan en Goodreads. ¿Qué ocurrió entonces? Por lo que dice el libro la traducción es de hace varios años —y no es un problema— pero parece que olvidaron que también es necesaria la corrección y revisión antes de una reedición. Abundan los errores tipográficos, los tiempos verbales que no corresponden e incluso el incorrecto uso de guiones, donde en medio de un diálogo se introducen pensamientos que cortan las escenas y van matando lentamente las ganas de continuar.

—¡Me iba a hacer igual que él! —gritó Hester—. ¿No oíste lo que dijo? Me iba a convertir en lo que siempre quise: nada de recuerdos, nada de sentimientos.

Porque eso fue lo que me pasó y el motivo de la nota del libro. Cuando recién lo empecé leí 70 páginas en poco más de una hora y me enganché de inmediato, pero a medida que avanzaba y me encontraba con los errores perdía las ganas de seguir y pausaba constantemente, lo que me llevó a terminar el libro casi 5 días después de lo planeado —que es mucho, porque no tiene mayor complejidad y las cosas suceden rápido en la historia. Mi esperanza es que en el siguiente libro esos errores sean corregidos, porque escapan de la crítica que uno pueda hacerle a la obra como tal y aunque el libro me gustó en general, me planteo si no lo hubiera disfrutado más en el idioma original.

Reeve construyó una distopía/ciencia ficción con todos los elementos para ser espectacular y apunta desde ya alto con un final ambicioso para el primer tomo de la tetralogía Máquinas mortales, donde las principales preguntas que quedan al lector es ¿y qué va a pasar ahora? ¿Dónde están las otras ciudades y cómo varían de la que ya conocemos? ¿Hay más tecnología en otro lugar? Hay un mundo inexplorado lleno de posibilidades por delante y probablemente nuevos problemas, porque aparentemente la historia realmente está condenada a ser repetida por culpa de la ambición del hombre, y la balanza entre quienes viven en ciudades móviles y en la tierra no está equilibrada.



No sabía lo que era él, pero sabía que no era un héroe.


Gracias a Penguin Random House por el ejemplar

Otras ediciones


Mortal Engines (The Hungry City Chronicles, #1)Yürüyen Kentler (Yürüyen Kentler, #1)Großstadtjagd移動城市1:致命引擎

Olvidé mencionarlo más arriba, pero mi parte favorita de la historia fue la relación de Hester con Shrike, unas de las mejor construídas y que me dejó con más curiosidad. ¡Ahora me voy a terminar La bella salvaje porque lo estoy amando y se nos acaba el 2017!