Mi Realidad de Tinta

Lugares oscuros (Gillian Flynn)

Lugares oscuros, Gillian Flynn

Dark Places Único
PRH 2016 408 págs.
Goodreads

Libby Day tenía siete años cuando su madre y sus dos hermanas fueron víctimas de lo que los medios llamaron la masacre de la granja de Kinnakee, Kansas. Ella salvó la vida y testificó contra su hermano Ben, a quien señaló como el culpable.

Veinticinco años después, el Kill Club -una sociedad secreta obsesionada con crímenes célebres- localiza a una Libby en franca decadencia y pretende que les ayude a escarbar en los cabos sueltos de aquella noche, quizá en busca de alguna prueba que absuelva a Ben. Ella aceptará remover el pasado y volver a contactar con personas a las que deseó olvidar, siempre y cuando reciba a cambio algún tipo de honorario.

Lo que Libby no sabe es que una verdad inimaginable saldrá a flote y la pondrá de nuevo en aquella misma situación: huyendo de la muerte en una carrera desquiciada.


¡Gillian Flynn está de vuelta! En realidad lo correcto sería decir ¡Gillian Flynn está reeditada!, pero ustedes me entienden, el punto es que un libro de Gillian Flynn ha vuelto a llegar a nuestras librerías. Lugares oscuros (previamente disponible bajo el título "La llamada del Kill Club") es la segunda novela de la autora que se hizo conocida internacionalmente luego del éxito de Perdida y que aunque me gustó un montón, fue un poquito más débil que sus otros dos libros. Hablemos de la historia:

Libby Day es una mujer adulta -bajita, pelirroja, deprimida, autocompasiva- que ha crecido marcada por una tragedia: el asesinato despiadado de su madre y hermanas mayores a manos de su hermano mayor. Un asesinato que no vio, pero que pudo imaginar por los ruidos que escuchó mientras permanecía oculta en la habitación de su madre, de la que luego escapó al frío del exterior -por lo que tuvieron que amputarle algunos dedos del pie luego de que se hubieran congelado- y que narró en el estrado cuando decidieron que sería la testigo clave dentro del caso. La fiebre de los "cultos satánicos" de los '80, drogas, actitudes taciturnas de Ben y el testimonio de una niña fueron suficientes para condenar al adolescente a una vida en prisión.

Libby dejó eso atrás, convencida de que su hermano es el culpable ya que nunca negó los cargos, y luego de hacer la vida imposible a todos los familiares que intentaron ayudarla, vive una vida miserable gracias al dinero que acumuló de la gente que deseaba ayudar a la pequeña sobreviviente de la masacre de la granja. Pero el dinero se ha acabado, y Libby -sin amigos ni familia que la apoyen, sin las ganas de hacer nada por su vida- se comienza a ver desesperada, por lo que decide responder a la invitación de un desconocido para participar como invitada estelar en un evento de su club -el "Kill Club"- a cambio de dinero. La agrupación de aficionados a los misterios se dedica a investigar casos antiguos que no han sido resueltos y todos están convencidos de que Ben Day no fue el autor de los actos que llevaron a la muerte de la familia de Libby. Aunque ella no está de acuerdo con sus teorías, el dinero que podría ganar por seguirles la corriente es necesario para ella ahora que sus fondos se han acabado, y sin quererlo comenzará una investigación que le hará ver que las cosas son distintas a lo que imaginaba.

Sin dar más spoilers -porque la idea de leer los libros de Gillian Flynn es descubrir qué está sucediendo en realidad- comentaré algunas de las cosas que más me han ¿gustado? no si esa es exactamente la palabra de esta historia. Primero, persiste mi miedo eterno de la cabeza de esta mujer: ¿cómo es posible crear una historia donde todos los personajes son prácticamente igual de desagradables y de todas maneras hacerla lo suficientemente interesante para que el lector necesite saber qué sucederá con ellos? No hubo una sola persona redimible en Lugares oscuros, ni el pasado ni presente. Libby, ugh, leer a Libby era hundirse en una piscina de desagrado y hasta repulsión. Y ES NUESTRA PROTAGONISTA.

La historia la seguimos en dos momentos: la actualidad (con Libby de narradora y su actividad con el Kill Club) y el pasado, con los eventos que llevaron a la noche del asesinato. Ahí podemos leer a Ben: el adolescente confundido, que se involucra con el grupo incorrecto y odia su vida en una granja que se cae a pedazos, un padre ausente y una familia que no lo entiende; y a Patty: la madre de los chicos, una mujer de 30 y tantos vencida por la vida, que se enfrenta al abuso de su marido y a un inminente desalojo de su hogar que ya no es capaz de mantener.

El pasado fue mi parte favorita de toda la historia y como los capítulos se iban intercalando, cuando llegaba a leer a Libby y su investigación lo hacía rápidamente sólo con la intención de acercarme a saber QUÉ HABÍA PASADO ESA NOCHE. Como siempre Flynn no da puntada sin hilo mientras que construye toda la historia para nosotros, y detalles que parecen insignificantes, o sólo una mención pasajera de eventos o personas se convierten en partes claves de la trama cuando uno menos se lo espera. Sin embargo el descenlace no fue todo lo que necesitaba que fuera. Me esperaba algo aposteósico (!) pero pareciera que la autora acelera a fondo unas 50 páginas antes del final y luego no logra concretar el cierre final, dándonos una escena que se siente débil luego de todo lo vivido con anterioridad.

De todas maneras reafirmo al 1000% mi amor por Flynn y sus historias retorcidas que me llegan a dar dolor de cabeza y me hacen cuestionar los motivos de cada persona que introduce en sus historias. Más, más, más, por favor, miss Flynn.

«Albergo la maldad en mi interior, tan real como un órgano más. Rájame la barriga y mis vísceras resbalarán fuera, carnosas y oscuras, y caerán al suelo para que puedas pisotearlas.»

Gracias a Penguin Random House por el ejemplar

Otras ediciones


Dark PlacesDuisternisDark PlacesMroczny zakątek 

Lugares oscuros fue adaptado a la pantalla grande el año pasado con Charlize Theron como protagonista. No recibió muy buenas críticas pero a mí me da curiosidad de todos modos así que probablemente la vea pronto :D

Charlotte tiene la palabra (R.J. Palacio)

Charlotte tiene la palabra, R.J. Palacio

Shingaling: A Wonder Story • Wonder #1.7
Nube de tinta 2016 192 págs.
Goodreads 

Casi dos millones de personas en todo el mundo han leído el bestseller Wonder. La lección de August. Ahora podrán leer cómo es la vida en el colegio a través de los ojos de Charlotte, la chica que fue elegida para ser "la compañera de bienvenida" de August. Los lectores sabrán cómo reaccionaron las chicas del colegio cuando vieron a August por primera vez y cómo Charlotte escribió la frase utilizada al final de Wonder: “No basta con ser amable, tienes que convertirte en su amigo.”

La lección de August de R.J. Palacio fue una historia que me partió el corazón y de la que me enamoré desde el momento en que Auggie hizo aparición. En ella conocimos a varios personajes que fueron parte del conflicto y crecimiento final del protagonista, y varios de esos personajes tienen ahora sus propias historias cortas con el fin de aportar algo más a través de nuevos puntos de vista. En teoría suena fantástico y la verdad es que el libro del Sr. Brown es muy lindo porque está lleno de detalles, y la historia de Julian -aunque no es necesaria- capta el interés porque es el más malvado con nuestro pequeño en el libro principal y tenemos ganas de saber por qué.

Hay un gran problema con los otros dos libros: No tienen sentido dentro de la historia. Charlotte es la encargada de ser la compañera de bienvenida de Auggie, y se mantiene constantemente como una de las buenas influencias en la escuela a pesar de no ser más que una cara amistosa durante la llegada de August al colegio de la que luego no vemos mucho más ni tampoco adquiere mayor relevancia hacia el final. Pero bueno, la autora quiere mostrarnos qué pasó en la vida del resto ese año y decidió darnos a Charlotte aunque Summer podría haber sido más interesante.

Teniendo claro que parte de la historia ya la conocemos tanto del libro principal como de las historias cortas anteriores, es sorprendente que August no tenga más que un par de menciones aquí. Charlotte tiene la palabra tiene al grupo de chicas del colegio como protagonista: su relación, el drama típico que sigue a los grupos femeninos, las inseguridades de la propia Charlotte relacionadas con la imagen de niña buena que el resto tiene de ella y la popularidad. La verdad es que sigue siendo entretenido una vez que te interesas por el musical del que quiere ser parte y la evolución de su relación con algunas de las chicas, pero se siente como algo totalmente desconectado de la historia de Wonder.

Respeto totalmente que la autora desee ampliar el mundo y trasfondo de los personajes que creó, pero la verdad es que si esta historia existiera como un libro por separado -fuera del contexto de la serie- no tendría nada de llamativo porque es algo que se ha contado una y mil veces en la mayoría de los libros pre-juveniles o juveniles, y al ser una historia que se hace muy breve, tampoco logramos la profundidad necesaria en la gran cantidad de personajes presentes para generar una impresión duradera.

La resolución de los conflictos entre las chicas sigue intentando dejar una enseñanza y la verdad es que ver algo de girl power igual se agradece siempre, pero tal vez ya sea momento de que la autora deje esta historia y nos permita continuar con nuestras propias conclusiones. ¿Significa eso que no leería otro libro en la serie? Yo creo que lo haría si tuvieramos una historia así pero del Sr. Brown, porque él sería un verdadero espectador imparcial de todo lo ocurrido, pero de momento lo único anunciado de continuación es un calendario Wonder para 2017.

Las diferentes entregas de historias cortas sí nos han servido para una cosa que no se puede negar y es reafirmar que todos y cada uno de nosotros nos creamos una versión diferente de una misma situación y la verdad es que no significa que una sea más correcta que la otra, sino simplemente que nuestra percepción de algo siempre está determinada por nuestras convicciones y experiencias personales.

Gracias a Penguin Random House por el ejemplar

Libros en la serie


La lección de AugustLa historia de JulianEl juego de ChristopherEl libro de preceptos del señor Browne 

¡Se acaba agosto! (Agosto es el mes de Aniversario del blog y lo evité durante todo el mes, ya lo celebraremos en septiembre :D )

Azul (Marcela Paz Peña y José Andrés Murillo)

Azul, Marcela Paz Peña y José Andrés Murillo

Único
Lumen (PRH) 2016 40 págs.
Goodreads
View Full Size Image
Azul es la historia de un pequeño héroe que recupera y reconstruye lsu confianza después de haber sufrido tal vez la peor experiencia posterior a un abuso sexual: la indiferencia ante lo ocurrido.

Solo es posible reconstruir la confianza donde hay Otro, alguien que, amorosamente, abre un espacio para reconocer el sufrimiento y sanarlo.

Ese espacio es la confianza.

Cuentos, cuentos, cuentos. Lo primero que se viene a mi cabeza con ellos son príncipes, animales que hablan, magia y finales felices, pero a veces -como ocurre en Azul- van mucho más allá de lo superficial y nos muestran una historia de esas que demuestran que la realidad mucha veces es más dura que las cosas que somos capaces de imaginar.






 A modo de foto reseña -porque en realidad el libro es taaan breve que hacer una reseña del contenido es casi una misión imposible- pero sí les comentaré que es la historia de un pequeñito que es víctima de abuso sexual y que cuando cuenta lo que le sucedió ocurre algo horrible: no le creen. Solo y aislado, sin que confiaran en él, pierde la confianza en sí mismo posterior a esa experiencia, y únicamente cuando alguien más le da esa seguridad es capaz de comenzar a sobreponerse a este trauma, capaz de volver a ser un niño.






Si hay algo que destacar además del hecho que los autores (autor/ilustradora) se atrevieran a crear una historia que aborda una temática tan difícil, son las ilustraciones. Probablemente cuenten el 90% de la historia, son lo que le da el encanto a Azul, porque es increíble la cantidad de emociones que pasaron por mi cabeza al ver el libro por primera vez: lo lindo de la inocencia en un principio, lo chocante que fue para mí la representación del abuso, la depresión y la soledad, la impotencia de saber que esto es algo que le sucede a tantas personas y recordar lo lejos que estamos de poder brindarles protección, y lo bonito de la esperanza al finalizar. En serio que el arte se merece todos los aplausos.






Sin mucho más que agregar (no puedo sacarle fotos al libro entero y es algo que necesitan vivir) les comento que pueden visitar también la web de la Fundación para la Confianza, de la que el autor José Andrés Murillo forma parte, y que se dedica la prevención del abuso y maltrato infantil: http://www.paralaconfianza.org


Gracias a Penguin Random House por el ejemplar